fbpx
24 abril, 2024
24 abril, 2024

El Kuelgue: “Incluso el más consciente fue un machista de mierda”

Fotos de Violeta Silva

Por Tabaré Echeverría y Yasmín Fellay

Fusionan todo, lo lúdico dialoga con los géneros musicales y el absurdo se abraza al humor pícaro de Julián Kartún (voz). Empezaron en 2004 “colgando” en una terraza, pasándola bien entre amigos, en formato acústico. En vivo son una joya: pogueás, te reís a carcajadas y bailás sin parar; si algo los caracteriza sobre el escenario es la atención constante que despiertan mezclando personajes, noticias de actualidad y ritmos latinos. Conforman una banda muy pulida, acumulan 14 años de toques y mantienen el mismo espíritu que, desde sus inicios, desafió los límites de la canción con propuestas multiestilísticas. Hoy exploran una sonoridad propia que se manifiesta en Cariño Reptil (2015) y que seguramente veremos consolidada en su cuarto disco, próximo a presentarse el 4 de julio en el mítico Estadio Obras.

Nosotres hicimos la de siempre, spameamos a todos los integrantes de la banda con el mismo mensaje: “Hola somos una revista indepen… nos encantaría entrevistarlos, ¿se copan?” Nos contestaron dos: Santi Martínez (Teclados y voz) y Juan Martín Mojoli (Bajo y voz). No había dramas, el día se presentaba alegre desde la media sanción y el sol calentaba la plaza frente al escenario. Nos escapamos de la prueba de sonido para sentarnos a charlar tranquiles del otro lado de la plaza, casi sobre San Martín, bajo uno de los árboles más viejos de Paraná. Mientras nosotres, amenazados por el poco tiempo, terminábamos de seleccionar las preguntas, para ellos no corrían las agujas del reloj: de fondo sonaba al saxo de Pablo Vidal, todo estaba listo para probar sonido y, sin embargo, sus preocupaciones estaban en reír, en preguntar tanto como en responder y en grabar un vídeo chapando para invitarlos a leer esta entrevista. ¡Que el saxo suene capitán, ya vamos! Con birrita de por medio (pero sin tanta circunvalación) y temblequeando del frío, comenzamos a charlar.

Acaban de terminar la grabación del disco, ¿qué nos pueden contar de él?

Mojoli: Hace un par de días que finiquitamos. Lo que vamos a presentar en Obras son cinco canciones que forman parte del lado A, que luego tendrá un lado B y, unificados, formarán parte de… creo que ya podemos decir el nombre, me parece que es la primera vez que lo mencionamos.

Santi M: Aborto… [jode, pero con absoluta seriedad, hasta que todes reímos]

Mojo: Na mentira, se llama Fierrín.

Santi: Pero si al disco lo cancelábamos hace una semana no hubiese habido ningún problema porque el feto no tiene vida.

¿Por qué Fierrín?

Mojo: No sé, es una palabra que nos gusta y la empezamos a usar como pasó con Ruli y demás cosas abstractas que nos suceden y no tienen mucho sentido.

Santi: Tiene un orígen, pero no nos agarramos de eso para darle el nombre. Se la escuchamos decir por primera vez a Cerati en un video en el que estaba preso con Charly y Fito en Ecuador. En un momento Cerati le dice a Charly: “¿Cuál fue la (guitarra) que tiraste del escenario? ¿La SG?, fierrín”. Y ahí dijimos ¿¡QUÉ?! poné pausa, rebobiná, ¿qué dijo?”. Me encantó.

¿Qué buscan transmitir a través de su música?

Mojo: No sé si buscamos transmitir algo en particular, creo que lo que le llega a la gente se da orgánicamente. Primero nos atraviesa a nosotros como grupo humano, nos divertimos haciendo música y eso comunicamos al que nos escucha. Espero que sea de la mejor manera posible.

Santi: Retweet.

¿Qué entrevistas no les gustan?

Santi: Hacer entrevistas no nos gusta [bromea, trasluciendo una verdad, y reímos]. Bueno, sí nos molesta cuando agarran una reseña viejísima de internet y te dicen: “Bueno, tocaron con Gillespie, con Fontova… y eso fue en 2014.

Mojo: O nos dicen: “Tocan con cajón peruano, ¿cómo es eso?” Y no tocamos con cajón desde 2004…

Santi: Nos molestan las entrevistas mal informadas, ustedes estudiaron.

Si van a presentarse a algún lugar y la banda que los telonea son ustedes hace 10 años, ¿qué les dirían?

Santi: [Impostando la voz como viejo amargado] Muchacho’, pongansé a laburar.

Mojo: No les diría nada, hace 10 años hacíamos lo mismo que hoy.

¿Sienten que en algún momento se pusieron las pilas?

Mojo: No sé, la esencia sigue intacta y nos queremos, nos amamos, hay mucho amor. Fuimos avanzando un montón, no tiene nada que ver el primer disco con estas últimas canciones de Fierrín. De alguna manera fuimos profesionalizándonos pero vino solo, orgánicamente, tampoco lo buscamos. Llegamos hasta acá aprendiendo y todavía no estamos en un estado de madurez musical total.

Cuando Mojo termina de responder, Santi se rescata de que se le veía menos de media cara. “No te estoy ayudando un carajo con la capucha ¿no?”,  le preguntó a Viole y se la sacó a pesar del frío que nos recorría el cuerpo.

Reutilizaron y utilizaron un montón de otras canciones, alguien muy enojado podría decirles que son unos chorros, ¿qué piensan de eso?

Santi: Nos lo han dicho, somos un poco chorros, como todo el mundo: pensamos que somos mitad ladrones mitad originales. Empezamos a incluir fragmentos de otros temas porque ciertas armonías nos disparaban canciones y en vez de negarlo redoblábamos la apuesta: Si una melodía me hace acordar a tal tema, bueno, que se note, vamos a meterlo acá y homenajearlo.

¿Cómo se sienten en cuanto a la lucha de las mujeres y cuál creen que es su rol como varones o como músicos?

Santi: Como varón, trato de tener un registro constante de esta situación y de deconstruir, de repensarlo todo. El mundo cambió de un día para el otro, lo cual es hermoso, y a la vez te recordás a vos mismo dos años atrás y decís “uhhh, mirá las cosas que decía”, no porque uno haya sido extremista ni nada por el estilo pero, por ejemplo, yo a esto me lo tatué a los 18 años [dice levantándose el jean], en el 2001, cuando no sabíamos ni cómo se escribía la palabra feminismo y, sin embargo, seguro seguía diciendo barbaridades, no sé. Siempre estuvimos conscientes y fuimos sensibles pero incluso el más consciente del mundo fue un machista de mierda.

Mojoli: Es una deconstrucción y una construcción al mismo tiempo. Y es de todes, de todas y de todos los que estamos aprendiendo y viviendo un momento histórico que está buenísimo. Justo hoy aprobaron en el senado la media sanción para el aborto legal, celebramos esto y todas las luchas de las mujeres.

Efectivamente, entonces, sienten una responsabilidad como varones y como músicos de nombrar ciertas discusiones.

Mojoli: Totalmente.

Santi: No sólo de ponerlas sobre la mesa en los shows, sino además de dejar en claro que lo estamos viendo desde afuera y que vamos a hacer lo posible por no entorpecerlo. No es que vamos a estar en primera línea y sacándonos fotos con el pañuelo. Es más bien un “vayan, si necesitan algo chiflen y sino no vamos a hinchar las pelotas, las vamos a apoyar y a mirar”.

Mojoli: Sí, ayer hablábamos, nosotros siempre desde el escenario manifestamos estas cosas, después en las redes sociales y eso tratamos de mantenernos un poco al márgen porque eso es más bandera que otra cosa, más tribunero.


Les proponemos un juego entre ping-pong y asociación libre, para que flasheen lo que quieran.

Una banda que les esté volando la cabeza

Santi: Yo estoy escuchando In the Flatlands de Pampa, una banda argento-neoyorquina que me tiene loco.

Mojoli: Yo estoy escuchando el último disco de Banda de Turistas, Mancho.

Mauricio Macri

S: [después de unos segundos de silencio], un transformador. [Risa incontenible].

M: Decís Mauricio Macri y se me viene la puta que te parió al toque pero porque está buena la canción. (Lo corregimos: es la yuta que te votó). No lo elijo como presidente, no me representa.

La escena musical argentina…

M: Está en un momento maravilloso.

S: Buenísima.

La música

S: Amor.

M: Vida.

Cristina Kirchner

S: Transformadora.

M: Te extraño.

El mundial de fútbol

S: Borracho.

M: Entretenimiento.

¿Por ahora o Bossa and people?

M: Mmm [le cuesta] Bossa and people.

S: Bossa and people.

El pucho

S: Mi primer enemigo.

M: Pasivo.

Iúdica

S: Nos quiere contratar para su cumpleaños.

M: Eso es posta, nos quiso contratar pero: no.

¿Indica o sativa?

M: Las dos.

S: Blend.

El aborto legal es…

M: Seguro y gratuito.

S: Necesario.

Santaolalla

S: Santa la olla.

¿Mayonesa?

S: Anti.

M: Pro.

¿Faso antes del show?

M: No.

S: El viernes pasado por primera vez, muy recomendable.

M: Antes del show, vinito. Sino me pongo tipo: “¿Estoy tocando bien? ¡No! ¡estoy desafinado! ¿Estoy desafinando otra vez?”.

Sus primeros ensayos

S: Repetí tercer año, entré al colegio, me senté atrás de todo medio enojado pensando “son todos más chicos”, se da vuelta éste [señalando a Mojo] y me dice “vos cantás ¿no?, yo tengo una banda, ¿querés venir a ensayar?”. Y acá estamos, 20 años después.

0
0
#BANDAS #FUSIÓN #MACHISMO #MÚSICA
0
0

Si llegaste hasta acá, nuestro contenido es útil para vos.

Para seguir informando a una sociedad que acompañe y no castigue necesitamos tu apoyo.

Suscribite con aportes mensuales

Plan THC

Plan LSD

Plan DMT

Doná con aportes únicos

Si llegaste hasta acá, nuestro contenido es útil para vos.

Para seguir informando a una sociedad que acompañe y no castigue necesitamos tu apoyo.

Suscribite

Aportes mensuales.

Plan THC

Plan LSD

Plan DMT

Doná

Aportes únicos.

Si llegaste hasta acá, nuestro contenido es útil para vos.

Para seguir informando a una sociedad que acompañe y no castigue necesitamos tu apoyo.

Suscribite con aportes mensuales

Plan THC

Plan LSD

Plan DMT

Doná con aportes únicos

Comentá el artículo

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*Mate se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, violentos, discriminadores o contrarios a las leyes de Argentina.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

MÁS LEÍDAS

¿El mate es una infusión de origen Jesuita o Guaraní?